Imprimir

Print Friendly and PDF

martes, 28 de septiembre de 2010

Quiche variada

Siguiendo con el tema de Joaquín, añado esta receta de quiche//tarta de//torta de cebolla/ y bacon/o jamón/ o brócoli con todo lo anterior/ o… 
En estos días de pre-cocinados y ya preparados, yo sigo siendo partidaria de “cuanto más natural mejor”.  Hace años que las quiches son plato preferente en mis menus. La base es de masa quebrada. Todos tendreis vuestra receta, podeis comprarla ya hecha, o seguir la mía. Yo ya la hago a ojo.
El relleno es muy variado.  Añadiré en su día la pizzaladière, sólo con anchoa y tomate. La que más repito tiene un fondo de cebolla y jamón o bacon pero admite otros muchos. Incluiré, en el futuro, la de sardinas y bechamel de Mari, o la de brócoli y bechamel de Joanna. Por el momento os pongo ésta, vegetariana.
Horno 180 C
Fondo
Molde de quiche (redondo, con fondo separable (de hoja redonda y molde); fuente de pyrex con borde ornado; fuente de horno que pueda salir a la mesa.
150 grms de harina
75 grms de mantequilla
1 ó 2 cucharadas de agua

Relleno
1 cebolla grande picadita
Aceite

200 grms de queso (emmental o gouda o gruyère)
3 huevos
1 vaso de leche
1 cucharada de harina
Sal
Pimienta

Fondo
En un recipiente se echa la mantequilla y la harina. Con dos cuchillos se corta la mantequilla uniéndola a la harina hasta que parezca arena. (Con un robot de cocina se mezcla todo (pzzzzzzzzzzzzzzzzzz, ya está). Se añade una cucharada de agua fría y se mezcla con los dedos y la manos (o en el robot hasta que la masa se separe de las paredes del recipiente). Se añade más agua si es menester. El resultado debe de ser una bola manejable, que no se pegue a las manos.
Opción 1.- Se mete en la nevera ½ hora. Se saca y se estira con el rodillo en una superficie enharinada. Se coloca sobre la fuente y se adecúa a la fuente.
Opción 2.- Se coloca sobre la fuente y se va estirando con los dedos.

Relleno
Se pocha la cebolla lentamente. Una vez transparente se escurre en un colador.

Se baten los huevos con la leche y se añade la harina.

En la fuente en la que se ha estirado la masa, se espolvorea el queso rallado/molido. Encima se coloca la cebolla. Si se añade algún producto cárnico (bacon o jamón o chorizo o jamón York, picados) se hace en este momento, espolvoreándolo de manera uniforme.
Se coloca la fuente en la bandeja del horno (previamente calentado a 180C). Se añade la mezcla batida de huevos, leche y harina. De este modo no se derrama nada.

Se tiene en el horno unos 40’. Tiene que estar doradita por encima.

Lasagna de Verduras

Se trata de una versión “inventada” con motivo de la visita de un vegetariano alemán, colega de Coti. Temíame que al resto de los comensales, carnívoros todos, no les agradara demasiado pero resultó todo un éxito, lo que viene a demostrar que no es necesaria tanta carne para dar gusto a un plato. Fui absolutamente estricta y no incluí ni el consabido cubito de Knorr en la bechamel. Ya publicaré la receta de mi quiche de cebolla y jamón, nuevamente "reinventada" para la ocasión. Aún siendo alemán y vegetariano disfrutó de la comida, llegando a decir que nunca había comido tanto a mediodía e indicando que la siesta era un invento justo y necesario. Añado yo, Joaquín es un encanto y sé que os gustaría a todos.

Para 4 personas (sobrará, quizá, pero está de muerte por la noche y se puede congelar)
Horno precalentado a 180 C.
Relleno
1 pimiento rojo picadito
1 pimiento verde picadito
2 puerros picaditos
1 bandeja de champiñones fileteados
1 manojo de brécol (sólo  los floretes)
Orégano
Pimienta negra
Sal
Aceite
Salsa de tomate natural
4 tomates grandecitos
1 cebolla picadita
2 dientes de ajo picaditos
1 cucharadita de azúcar
Sal
Aceite
Bechamel
2 cucharadas de harina
1 litro de leche entera
50 gms de mantequilla
4 cucharadas de aceite
Sal
Nuez moscada
Pimienta negra recién molida

150 grms de queso emmental o gouda o mozzarella rallado

9 hojas de lasaña (se prepara según las instrucciones del paquete; yo la hice con la precocinada de El Pavo)

Se hace una salsa de tomate al modo usual. Suelo escaldar, pelar y picar los tomates. Se estofa la cebolla y el ajo. Se añade el tomate y la sal. Se deja hacer a fuego medio/suave 20 minutos. Se añade el azúcar, se remueve y se deja hacer otros 5 minutos.

Se hace una bechamel clarita. Primero se derrite la mezcla de aceite y mantequilla. Se añade la harina y se disuelve. Se va añadiendo la leche sin dejar de remover para que no se hagan grumos (las varillas dan un resultado excelente). Una vez que hierva a borbotones, sin dejar de remover, se baja el fuego y se sigue removiendo durante 10 minutos o hasta que al hacer un movimiento con las varillas de fuera al centro se vea el fondo de la sartén. Se añade sal, nuez moscada rallada y pimienta. Se deja hervir otros 5 minutos, sin dejar de remover. Se aparta del fuego y se reserva.

Se pochan los pimientos y el puerro unos 10 minutos. Se añaden los champiñones y se dejan hacer, removiendo de vez en cuando, otros 10 minutos. Se añaden los floretes de brécol y se dejan hacer 5 minutos, removiendo de vez en cuando. A continuación se condimenta con el orégano, la pimienta y la sal. Se remueve. Se añade la salsa de tomate y se le da unas vueltas. Se deja hacer todo junto, moviendo de vez en cuando, unos 10 minutos.

Se preparan las hojas de lasaña según las instrucciones. Se procede a montar la lasaña en una fuente de horno (as de pyrex rectangulares van estupendamente). Se pone una capa de relleno, otra de pasta, otra de relleno, otra de pasta, otra de relleno, finalizando con una de pasta. Se cubre con la bechamel. Encima se espolvorea el queso. Se mete en el horno unos diez minutos, o hasta que el queso se haya tostado.

jueves, 9 de septiembre de 2010

Moussaka a la española

Hoy seguimos con el tema griego. La moussaka es una especie de lasaña con berenjena en vez de pasta y canela en el relleno, amén de mucho orégano. Es un plato contundente, más aconsejable para una comida que para una cena. Yo la había comido en Inglaterra y en el restaurante griego que tenemos aquí pero nunca me había animado a hacerla. Lleva su tiempo pero merece la pena.
Las berenjenas tienden a absorber mucho aceite por lo que es muy aconsejable escurrirlas bien con papel de manos antes  de montar el plato.
La receta que os doy está pensada para unas seis personas, y es posible que sobre. Yo la hago en una fuente rectangular de pyrex de las de toda la vida.
3 berenjenas
Medio kilo de carne picada (mitad cerdo, mitad ternera, también admite cordero en vez de ternera y cerdo)
1 cebolla picadita
1 vaso de vino blanco, o coñac (cuanto mejor sea el alcohol mejor saldrá el guiso, nada de Don Simón!!!)
1 bote de tomate triturado
Aceite
Sal
Pimienta
Orégano
Canela
Medio litro de leche
2 cucharadas de harina
50 grms de mantequilla
2 huevos
150 grms de queso (parmesano, o gruyére, o gouda) rallado
Horno a 170
Se cortan las berenjenas, sin pelar, a lo largo, en lonchas de 1 cm de grosor. Se colocan en un escurridor, con un plato debajo. Se sala cada loncha abundantemente. Se tienen así por lo menos 1 hora, para que se les vaya ese liquidillo que sueltan, amargo. Despues se pasan por el grifo de agua para quitarles la sal y se secan bien con papel de manos. Se frien en abundante aceite caliente. Nuevamente se pasan por papel de manos para eliminar el exceso de aceite.
Mientras las berenjenas están soltando agua se puede proceder a hacer una bechamel clarita con la leche, las dos cucharadas de harina, la mantequilla y un pelín de aceite. Al final de la cocción se le añade sal, pimienta y 50 grms de queso. Se deja enfriar. Cuando está fria se le añaden los dos huevos batidos y se mezcla bien.
Se pocha la cebolla, se escurre y se reserva. En el aceite de freir la cebolla se rehoga bien la carne hasta que esté frita. Se añade el vaso de vino y se le da un hervor de 5 minutos a fuego fuerte. Se le añade la cebolla y el bote de tomate. Se puede utilizar también tomate natural, pelado y pasado por la batidora. Se sala y se le añaden las especias. A mí me gusta con mucho orégano y le añado también tomillo y romero frescos. La canela es opcional. Se deja cocer unos 15 minutos, a fuego medio alto, removiendo de vez en cuando. Se trata de conseguir que se evapore prácticamente todo el líquido.
Se procede a montar la moussaka: 1.- Una capa de berenjenas. 2.- Una capa ce carne. 3.- Una capa de berenjenas. 4 .- Una capa de carne. 5.- La bechamel- 6.- El resto del queso, espolvoreado por encima.
Se mete en el horno unos cuarenta minutos o hasta que la superficie esté tostadita.

Tomates rellenos de Armando

Se trata de una receta griega, adaptada a los gustos españoles, que me ha pasado Armando. Va estupendamente como entrada y se puede adaptar a plato principal de una cena. Admite variedad de rellenos pero el básico es el que he probado y queda de maravilla. En griego se llaman tomates yemistés. He visto otras recetas en Internet pero la de Armando me parece la mejor. Se le podría poner al relleno también albahaca, cilantro, hierbabuena (frescas) picaditas, eso al gusto del consumidor.
Precalentar horno a 150 grados
Un tomate por comensal. Que sean grandecitos, como para ensalada pero rojos y bonitos.
Cebolla picadita. La cantidad dependerá de los tomates que se vayan a hacer. Para 4, media cebolla.
Arroz, una cucharada por tomate.
Orégano
Sal
Pimienta
Canela (opcional, esto es más del paladar griego). 1 cucharadita.
Aceite
Patatas cortadas en rodajas gordas (opcional)
Se corta el sombrero de los tomates. Se vacían con una cucharilla. La pulpa se pasa por la batidora o robot o picadora y se reserva.
Se pocha la cebolla. Se añade parte de la pulpa tomatil . Se deja hacer unos cinco minutos a fuego medio. Se añade la sal, pimienta, orégano y canela. Se echa el arroz y se le da unas vueltas. Se aparta del fuego.
Se rellenan los tomates con esta mezcla, más o menos 1 tercio de tomate. Los otros dos tercios se ocupan con pulpa de tomate. Se les pone el sombrerete y se van colocando en una fuente pyrex. Si se van a poner patatas ahora es el momento de insertar las rodajas entre tomate y tomate. Se riega con un chorrito de aceite. Se mete al horno alrededor de 1 hora (sin patatas tarda menos) hasta que los sombreritos de los tomates estén tostados.

Foodieblogroll