Imprimir

Print Friendly and PDF

miércoles, 13 de noviembre de 2013

Parkin de Yorkshire /Yorkshire parkin

El 5 de noviembre se celebra en Inglaterra la noche de las hogueras, bonfire night, para conmemorar el fallo de la conspiración de la pólvora que pretendía volar el parlamento en 1605. El encargado de vigilar los explosivos que se habían colocado en los sótanos se llamaba Guy Fawkes. Esa noche se queman muñecos de paja con su efigie y se le llama también Guy Fawkes night. En Yorkshire y en Lancashire, al norte de Inglaterra, toman este bizcocho cuya receta os traigo hoy: el parkin o perkin. El nombre es un diminutivo de Peter. Vamos, que lo podríamos traducir como Pedrito. Tradicionalmente se hace con harina de avena y con melaza. Dado que no son ingredientes habituales en nuestras despensas, he adaptado la receta y los he sustituido por harina integral y miel. El resultado ha sido excelente, delicioso con un cafelito o un té.
Ingredientes
150 grms de harina con levadura
100 grms de harina integral
150 grms de azúcar moreno
1 cucharadita generosa de gengibre en polvo
1 cucharadita de bicarbonato
1 huevo
100 ml de leche
100 grms de mantequilla
150 grms de miel
Empezamos poniendo en una cazuela pequeña la mantequilla y la miel a fuego muy bajo. 
Vamos removiéndolo con una cuchara metálica. Se trata simplemente de que la mantequilla se derrita y la miel se ponga líquida. En cuanto esté todo mezclado retiramos la cazuela del fuego.
Mientras se enfría del todo ponemos en un bol la harina con levadura, la harina integral, el azúcar, el gengibre y el bicarbonato. Si no tenéis harina con levadura podéis usar harina normal y medio sobrecito de levadura royal.
Lo mezclamos todo bien y lo reservamos. Untamos bien de mantequilla un molde de horno y le ponemos una hoja de papel de horno en el fondo. Debe ser un molde alto porque el bizcocho subirá al hacerse. Precalentamos el horno a 170 grados.
La mezcla de mantequilla y miel ya estará fría. Le añadimos el huevo y la leche.
Lo batimos todo con unas varillas y lo añadimos al bol con las harinas, azúcar y especias. Con las mismas varillas o con una cuchara metálica lo mezclamos todo bien. Es una masa bastante líquida.
Lo vertemos en el molde.
Y al horno con él durante una hora. A los 45 minutos será conveniente poner encima una hoja de aluminio para que no se nos tueste demasiado. El parkin está listo cuando una aguja insertada en el centro sale limpia. Lo sacamos del horno y lo dejamos enfriar en el molde.
Lo tapamos con aluminio y lo dejamos "madurar" hasta el día siguiente. En recipiente hermético dura varios días fresquísimo. Delicioso con un cafelito o un té, e incluso untando los trozos con mantequilla y mermelada.
Bon appétit!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Muchas gracias por dejar un comentario. Puedes preguntar lo que desees y trataré de darte una respuesta pronto.
He activado la moderación de comentarios para evitar que personas con poco que hacer traten de remediar su aburrimiento descargando aquí su mal humor.
Disculpad las molestias.

Foodieblogroll