Imprimir

Print Friendly and PDF

lunes, 14 de octubre de 2013

Mihojas de paté, queso y manzana verde / Pâté, cheese and apple mille-feuille

Hace unos días nos presentaron este plato como una de las entradas en una reunión familiar. Quedamos todos encantados. He estado dándole vueltas a cómo hacerlo y hoy comparto con vosotros mi versión. Es muy sencillo de preparar y tiene la ventaja de que puede elaborarse con algo de antelación. El quid está en servirlo a temperatura ambiente. En la versión original llevaba queso de cabra pero pensando en que para algunos tiene un sabor demasiado intenso yo lo he sustituido por un queso curado.
Más vale hacer alguno de más por si alguien necesita repetir...
Ingredientes (6 personas)
1 manzana Granny Smith
75 grms de azúcar moreno
250 grms de paté
150 grms de queso curado
mantequilla para untar los moldes
Lavamos la mazana y la cortamos en lonchas finas con una mandolina o con un cuchillo bien afilado. Cortamos cada loncha en cuatro. La echamos en una sartén antiadherente con un pellizco de azúcar moreno.
La vamos salteando, a fuego alto, añadiendo de vez en cuando pellizquitos de azúcar moreno. La sartén humeará al caramelizarse el azúcar.  Al cabo de unos diez minutos de saltear y espolvorear el azúcar la manzana estará lista. Si la pinchamos con la punta de un cuchillo podremos comprobarlo. Retiramos la sartén del fuego y la dejamos templar.
Cortamos el paté y el queso en lonchas.
Untamos de mantequilla los moldes. Vamos poniendo en el fondo de los moldes tres o cuatro trocitos de manzana, procurando que queden bonitos. Tened en cuenta que al desmoldar invertiremos los moldes y que esto es lo que se va a ver.
Cubrimos la manzana con paté, distribuyéndolo bin con las puntas de los dedos.
Cubrimos el paté con trocitos de queso.
Volvemos a cubrir el queso con paté y finalmente ponemos otra capa de manzana y un pellizquito de azúcar moreno.
Ponemos el grill a 200 grados. Mientras se calienta repetimos la operación con los cinco moldes.
Y al horno con ellos durante dos o tres minutos, lo justo para que se caliente todo y se tueste el azúcar que hemos puesto encima.
Lo dejamos enfriar durante unos diez minutos o más. Si desmoldamos las milhojas cuando todavía están calientes no se sostendrán. Y ya está
Bon appétit!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Muchas gracias por dejar un comentario. Puedes preguntar lo que desees y trataré de darte una respuesta pronto.
He activado la moderación de comentarios para evitar que personas con poco que hacer traten de remediar su aburrimiento descargando aquí su mal humor.
Disculpad las molestias.

Foodieblogroll