Imprimir

Print Friendly and PDF

domingo, 22 de abril de 2012

Tarta de limón / Lemon Tart

Esta tarta resulta estupenda tanto como postre como para acompañar a un cafelito. No es excesivamente dulce y puede ser algo adictiva. Sí, lleva cinco huevos, de modo que puede ser poco recomendable para los que tengan el colesterol alto. Bueno, ahora dicen que los huevos no aumentan el colesterol...
Ingredientes (8 personas)
Base
175 grms de harina
100 grms de mantequilla fría
25 grms de azúcar
1 huevo
Relleno
5 huevos
125 ml de nata líquida
150 ml de zumo de limón y la ralladura de los limones (3 limones grandes o 4 medianos)
50 grms de azúcar glas para adornar
Preparamos en primer lugar la base de la tarta, de masa quebrada. Como os he contado en otras ocasiones, puede hacerse a mano o, mucho más rápidamente con el robot de cocina. Si se hace a mano, se trata de poner la harina mezclada con el azúcar en un bol. Se añade la mantequilla cortada en cuadraditos y con dos cuchillos se va cortando hasta obtener una mezcla terrosa. Se incorpora entonces el huevo hasta obtener una bola de masa. Yo puse la harina, el azúcar, la mantequilla y el huevo en el robot.
Le dí al botón y....
Con las manos enharinadas saqué la masa, la cubrí con film y la metí en el congelador 20 minutos para poder manejarla mejor después. Mientras tanto unté un molde redondo con mantequilla.
En el vaso del robot puse los ingredientes del relleno y los batí. Esto podría hacerse también con la batidora normal o, incluso, con unas varillas. 
Precalenté el horno a 200 grados. Saqué la masa del congelador. La extendí en la encimera enharinada y forré con ella el molde.
La pinché bien con un tenedor y la metí en el horno durante 15 minutos, hasta que se doró. La saqué del horno y la dejé enfriar. Volví a calentar el horno a 160 grados. Rellené la base de la tarta.
Y al horno durante 30 minutos.
La dejé enfriar y la puse en un plato bonito. Hay que hacerlo con cuidado, como si fuera una tortilla de patatas. Primero de invierte con ayuda de un plato grande y luego se vuelve a invertir en el plato definitivo. También podría servirse en esta misma fuente que es de pyrex y puede sacarse a la mesa. 
Se espolvorea entonces con el azúcar glas (que podéis hacer en casa con azúcar normal molida en el molinillo de café). Le puse un molde de galleta con forma de estrella en el centro para adornarla.
Bon appétit!

2 comentarios:

  1. Qué pinta tan exquisita!! Yo hacía de pequeña una de Royal, pero tiene pinta de que esto no tiene naaaada que ver ^^
    Muaks

    ResponderEliminar
  2. Queda riquísima. Anímate a hacerla y ya verás.

    ResponderEliminar

Muchas gracias por dejar un comentario. Puedes preguntar lo que desees y trataré de darte una respuesta pronto.
He activado la moderación de comentarios para evitar que personas con poco que hacer traten de remediar su aburrimiento descargando aquí su mal humor.
Disculpad las molestias.

Foodieblogroll