Imprimir

Print Friendly and PDF

domingo, 18 de septiembre de 2011

Perdices guisadas con funghi porcini / Funghi porcini partridges

A mi cuñada F. le gustan mucho las perdices. Ella y mi hermano me regalaron un estupendo paquete de funghi porcini (boletus edulis) deshidratados y me surgió la idea de este guiso de perdices con setas cocinadas en vino blanco. Quedó de chuparse los dedos. Las serví con esas ñoras rellenas de arroz de las que os hablé el otro día . Éxito total.
Ingredientes (4 personas)
4 perdices
1bolsa de 250 grms de funghi porcini deshidratados
1 cebolla
2 zanahorias
1 litro de vino blanco
aceite de oliva
sal
pimienta
Empezamos poniendo los fungi porcini en un bol y cubriéndolos de agua para que se rehidraten. Supongo que podrían sustituirse por champiñones o setas de cardo aunque, evidentemente, el sabor de la salsa variará.
Pelamos y picamos la cebolla. Pelamos y picamos las zanahorias. Lavamos las perdices por dentro y por fuera y las secamos bien. Nos aseguramos de que no queden restos de plumitas.
En una cazuela o sartén honda doramos las perdices. Cuidado que saltan.
Retiramos las perdices. Dejamos sólo el fondo de la sartén cubierto con aceite. Pochamos la cebolla a fuego medio bajo, con un pellizco de sal,durante 10 minutos. Añadimos entonces la zanahoria picada,mezclamos bien y dejamos hacer durante otros 5 minutos. Incorporamos entonces los funghi porcini escurridos (reservando el agua en que se han hidratado). Le damos unas vueltas y dejamos hacer otros 5 minutos. Añadimos entonces el vino. Recordad, cuanto mejor sea la calidad del vino mejor será el resultado final, o sea, nada de Don Simón.
Lo dejamos hervir a fuego fuerte durante 2 ó 3 minutos para que se evapore el alcohol y rectificamos de sal. Añadimos entonces las perdices y el agua de hidratar los funghi porcini. Se trata de que las perdices queden semi-cubiertas de líquido.
Llevamos a ebullición, tapamos, bajamos el fuego y dejamos hacer al chup-chup durante una hora y media, dándoles la vuelta cuando hayan pasado 45 minutos. Comprobamos si están pinchando la pechuga. Y ya está:
Bon appétit!

2 comentarios:

  1. Qué buena pinta! Nunca me he atrevido a hacer guisos de este estilo (sobre todo porque si desgracio 4 perdices me va a sentar muy mal), pero si me lanzo ya te diré ;)

    ResponderEliminar
  2. Animate,es realmente difícil estropear unas perdices.Lo más que te puede pasar es que estén algo duras y eso con hervirlas algo más solucionado. Ya subiré la de perdices escabechadas(literal que no figuradamente).

    ResponderEliminar

Muchas gracias por dejar un comentario. Puedes preguntar lo que desees y trataré de darte una respuesta pronto.
He activado la moderación de comentarios para evitar que personas con poco que hacer traten de remediar su aburrimiento descargando aquí su mal humor.
Disculpad las molestias.

Foodieblogroll